Saltar al contenido

Momias de Pollo Karaage para Halloween


Cree la comida más terrorífica para su fiesta de Halloween con estas momias de pollo karaage. Estas espeluznantes momias están hechas con crujientes bocados de pollo karaage sazonados, llenos de sabor y especias, envueltos en tiras de piel de rollitos de primavera harumaki para darles un toque macabro. Sirva un plato de estos en su próxima fiesta de Halloween e impresione a todos con sus habilidades de decoración.

Para 4 personas

Ingredientes

– 400 g de filetes de pechuga de pollo
– 2 sobres de harina sazonada de pollo karaage
Р4 cucharaditas de aceite de s̩samo
– 1/4 de hoja de alga nori
– 1 hoja de envoltorio de rollito de primavera harumaki (descongelado)
– 1 loncha de queso

Cómo se prepara

  1. Empieza cortando los filetes de pechuga de pollo en tiras largas de unos 50g cada una. Una vez hechos, coge una bolsa de plástico limpia y mételos antes de espolvorear la harina sazonada con pollo karaage.

  2. Agita la bolsa de plástico, asegurándote de que la harina karaage y los filetes de pechuga de pollo se mezclen bien, cubriendo los filetes. Dejar reposar unos minutos para que el pollo absorba todo el sabor de las especias.

  3. Coge una sartén y echa un poco de aceite de sésamo a fuego medio. Una vez que la sartén esté bien caliente, añade los filetes de pechuga de pollo rebozados en harina sazonada. Si queda algo de harina en la bolsa, repártela uniformemente sobre el pollo. Cubre la sartén con una tapa y deja que se cocine durante dos minutos.

  4. Una vez que los filetes de pechuga de pollo se hayan dorado, retira la tapa y sube el fuego a alto, antes de darles la vuelta y agitar la sartén suavemente o remover. Este último paso hará que queden aún más crujientes.

  5. Mientras el pollo se enfría, coge una hoja de envoltorios de rollitos de primavera harumaki y corta algunas tiras para hacer las vendas de las momias karaage.
    Corta cuadraditos de alga nori y colócalos donde quieras dibujar la cara de tu momia. Una vez hecho esto, pega las vendas con un poco de agua.

  6. Ahora volvamos a nuestra sartén. Salpica un poco más de aceite de sésamo en la sartén y deja que tus momias se cocinen uno o dos minutos por cada lado. Coge tu loncha de queso y córtala para hacer los ojos. Coloca cada momia en una brocheta de bambú si quieres un yakitori de momias.

Consejos e información

– Si no tienes ninguna harina especial para karaage o prefieres tu karaage frito, sólo tienes que seguir nuestra receta online.
– El Centro de Japón ofrece estupendos accesorios si quieres dar a tus momias o bolas de arroz onigiri un aspecto kawaii. Consulta nuestro punzón de algas nori sonrientes, nuestro bolígrafo para decorar bento o nuestro punzón de algas nori con emoticonos.